Consejos para propietarios de gatos

Consejos para los propietarios de gatos

La llegada al hogar de un gato supone una gran responsabilidad y entender sus características felinas, es un animal salvaje en un ámbito doméstico. Entender el comportamiento de los gatos (instinto de caza, necesidad de investigar los lugares, tranquilidad, etc), es muy importante para lograr disfrutar de nuestro gato y que nos adaptemos a su vida y carácter.

En este artículo os invitamos a conocer brevemente  algunas de sus necesidades…

 

Foto http://katzenworld.co.uk/

Consejos para propietarios de gatos con el fin de dar pautas de manejo en los temas más importantes que hacen a la salud y convivencia con un gato.

Estos consejos son de orden general y deberán ser complementados con indicaciones más específicas brindadas por el Médico Veterinario, para cada caso en particular.

Los propietarios de gatos deben ser conscientes de que la tenencia del mismo requiere la responsabilidad de hacerse cargo de todos los aspectos de su vida.

 

¿Qué vacunas necesita mi gato?

Una correcta vacunación de nuestro gato es imprescindible para su salud y bienestar
Una correcta vacunación de nuestro gato es imprescindible para su salud y bienestar
Los gatos deben ser vacunados regularmente con las vacunas Triple vírica (Panleucopenia, Rinotraqueitis, Calicivirus), Leucemia Felina y Rabia y cualquier otra vacuna que indique su Veterinario, de acuerdo a la zona de residencia y a la situación epidemiológica.
Además, la vacunación es también adecuada para hacer medicina preventiva, ya que el Veterinario, al hacer una revisión clínica del gato, puede detectar posibles problemas de salud.

Control de parásitos intestinales en gatos

Los parásitos intestinales no solo deterioran la salud del gato sino que además, en algunos casos, pueden transmitirse a los seres humanos de su entorno. El control de parásitos intestinales se debe hacer previo análisis de materia fecal. Los análisis se realizan recogiendo durante tres días seguidos la materia fecal del gatito en un recipiente con formol al 5% . Con el resultado del análisis se sabe qué parásitos tiene y cómo y con qué medicamento se debe desparasitar.

Control de parásitos externos de los gatos

Las parasitosis externas  como las producidas por pulgas pueden producir varias alteraciones de importancia en el gato. Hay tratamientos sobre el paciente de tipo preventivos y curativos, y también tratamientos ambientales. Consulte con su Veterinario.

Alimentos para gatos

Los gatos deben recibir una dieta equilibrada de calidad de acuerdo a su edad, condición física, estado de salud, etc.

No es conveniente que ingieran presas vivas, ni carne o derivados animales (vísceras) crudos.

La dieta debe ser suministrada en un comedero en forma continua a lo largo del día, en las cantidades correspondientes, para evitar la sobre alimentación y el sobrepeso.

Tanto el comedero como el bebedero deben ser ubicados en un lugar tranquilo y de acceso permanente para el gato.

Obesidad felina

Es muy importante mantener un estado físico acorde a la raza o constitución del gato.
En general hay una tendencia al sobrepeso y obesidad en los gatos que han sido castrados y viven dentro de las casas. Hay que tener en cuenta que un 20 a 30% de sobrepeso ya indica obesidad. Por lo tanto se debe ser cuidadoso con las cantidades y el tipo de alimento suministrado.

Agua de Bebida

Los gatos deben tener siempre a disposición agua fresca en su bebedero.

No se debe permitir el consumo de otras fuentes de agua como canillas que gotean, peceras, etc., porque no se puede controlar la cantidad consumida.

Un aumento o disminución de dicho consumo puede ser un signo importante de enfermedad.

 

La Bandeja sanitaria del gato

La bandeja sanitaria contiene el material absorbente para las eliminaciones del gato.

Este material debe estar siempre en condiciones higiénicas. La materia fecal se debe recoger y eliminar diariamente y las piedritas deben ser eliminadas cuando se haya mojado más del 50% de la bandeja.

No se debe permitir que el gato haga sus deposiciones en la tierra, jardín, arena, etc., porque puede contaminar estas zonas con los huevos de parásitos intestinales, además de que se pierde el control de estas deposiciones.

La bandeja debe estar en un lugar tranquilo y con acceso fácil y permanente y alejada del lugar del comedero y bebedero.

 

Higiene felina

Los gatos no deben ser bañados hasta los seis meses de vida, y a partir de esta edad no es es recomendable dado que los gatos mantienen ellos mismos una buena higiene, eso si, en caso de tener que bañar por fuerza mayor, utilizar siempre champús adecuados al ph de la piel y pelo del gato.

También es conveniente cepillarlos diariamente y cortarles las uñas cada 15 días. Todas estas tareas, además del efecto higiénico favorecen la socialización del gatito y permiten encontrar alteraciones como deformaciones, heridas, secreciones anormales, etc.

Se deben comenzar a realizar en los primeros meses de vida para que el gatito se acostumbre fácilmente.

 

Salidas

No se debe permitir el vagabundeo de los gatos, ya que eso pone en peligro su vida y también posibilita la transmisión de enfermedades contagiosas al hombre.

Las formas de evitar las salidas son la castración y la contención física (paredes, rejas, alambrados, vallado, etc.).

Las mismas medidas para evitar las salidas se deben tomar para evitar la entrada a la casa de gatos de la calle que podrían contagiar enfermedades a nuestro gato.

 

La llegada a casa de un nuevo gato

Si tienes ya tiene un gato y va a adquirir otro, consulte con su Médico Veterinario qué controles debe hacerle al nuevo gato antes de su llegada y entre en contacto con el gato habitante de la casa. También es importante hacer un manejo correcto en los primeros días para evitar peleas entre los gatos al comienzo de la nueva relación.

Castración del gato

La castración tanto del macho como de la hembra felina es un método que, además de evitar la gestación, favorece la convivencia con el humano al evitar el comportamiento molesto en la época de celo.

Ambas cirugías son sencillas y se pueden hacer en cualquier momento de la vida del gato. Consulte con su Médico Veterinario acerca de cuál es el momento más indicado.

Accidentes Hogareños

En el caso de vivir en departamento, se recomienda hacer cerramientos de balcones y ventanas internas, para evitar caídas.

Tener cuidado y no dejar al alcance todo elemento lineal como hilos, cintas, etc., porque suelen ser ingeridos por los gatos y pueden producir una obstrucción intestinal.

Tener cuidado al abrir y cerrar los grandes electrodomésticos (lavadoras, secadoras, lavavajillas, etc.) porque los gatos pueden entrar sin ser vistos.

En lo posible aislar cables eléctricos y de teléfono.

Tener cuidado con los fuegos o vitrocerámicas de la cocina, tratando de evitar que el gato tome el hábito de subirse a la misma.

Evitar que el gato tome la costumbre de dormir debajo de cualquier automóvil.

 

 

Socialización del gato

La socialización del gato es el proceso por el cual se adapta a una convivencia feliz con sus propietarios humanos y otros animales domésticos. En el gato es un proceso que ocurre muy tempranamente, entre las 4 y 8 semanas de vida.

En esta etapa el gatito debe tener contacto con personas (adultos y niños), con otros gatos y eventualmente también con perros. También es el momento adecuado para iniciar las tareas higiénicas.

Todo lo que aprenda en este momento ayudará a la socialización y a una feliz convivencia con sus propietarios.

Si su gato presenta problemas de comportamiento como agresión o eliminación inadecuada consulte con su Médico Veterinario o con un especialista en comportamiento.

 

Juguetes y entretenimientos para gatos

Es conveniente suministrar juguetes (como bolitas colgadas ratoncitos de juguete) para que el gato desarrolle la actividad de juego y haga ejercicio, y también para evitar que utilicen hilos o gomitas que pueden ser peligrosas.

Un elemento importante es el rascador, utilizado para que el gato arañe, y así evitar de esta forma que haga daño a muebles, paredes, alfombras, etc. Los rascadores pueden ser de varios materiales y es conveniente poner varios en distintos lugares de la casa.

 

Transporte de gatos

Es conveniente tener una jaula o canasta de transporte para llevar al gato al veterinario y a cualquier otro lugar donde se desee llevar. Las jaulas de plástico son las más indicadas por ser livianas y de fácil limpieza.

El gato dentro de estas jaulas se siente seguro y viaja tranquilo. Mientras no se está usando como transporte, se pueden dejar armadas y abiertas para que el gato se acostumbre a entrar y salir e inclusive las utilice como refugio o cama, esto facilitará el uso como transporte, ya que el gato estará habituado a su uso.

No es recomendable pedir prestada las jaulas de viaje a otras personas o en veterinarias porque podrían estar contaminadas. Las jaulas, como todos los elementos del gato, deben ser de uso exclusivamente personal.

 

Uso de medicamentos en gatos

Los gatos son animales especiales con diferente sensibilidad y respuesta a los medicamentos usados en el hombre o inclusive en el perro, por lo tanto sólo se le debe suministrar medicamentos que haya indicado el Médico Veterinario. Esto es válido tanto para los medicamentos de uso interno como los de uso externo.También hay que tener en cuenta qué medicamentos de uso común en el hombre pueden ser muy tóxicos en el gato.

 

¿Como dar un medicamento vía oral a un gato?

Muchos medicamentos se suministran vía oral o bucal.

Si son líquidos o pastosos, se pueden suministrar con una jeringa (sin la aguja) apoyando el pico de la jeringa entre los labios y apretando el émbolo suavemente, dando tiempo a tragar cuando el líquido llega a la boca.

Los medicamentos en comprimidos se pueden dar directamente abriendo la boca del gato y poniéndolo rápidamente en el fondo de la lengua, o hacerlos polvo (aplastándolos entre dos cucharas) y mezclarlos con cualquier alimento pastoso como queso blando, dulce de leche, paté para gatos, manteca, atún desmenuzado, etc.

 

Gatos mayores (senior)

Los gatos llegan a la tercer edad a partir de los ocho años aproximadamente. Es conveniente a partir de ese momento hacer controles clínicos y análisis de sangre y orina periódicamente.

Dentro de estos controles es muy importante revisar periódicamente la boca y dentadura del gato, ya que suele haber distintas alteraciones que pueden afectar la salud del mismo. También hay que hacer cambios en la alimentación, siguiendo las instrucciones del Médico Veterinario.

vía Consejos para propietarios de gatos.

Deja un comentario